Albéniz: Iberia

Isaac Albéniz (1860-1909)

I. Evocación:

      “Hay que hacer música española con acento universal para que pueda ser entendida por todo el mundo”, decía Albéniz. A lo largo de toda su vida reivindicará su discurso de lo español ya fuera a través de su personalidad, de su música, de su manera de interpretar o por la hospitalidad con que siempre trató a otros artistas. Pero lo hará desde su exilio voluntario fuera de España, en la que no encontrará su sitio.

      Su trayectoria vital y artística fue un constante ir y venir, unas veces sin domicilio estable y otras manteniendo dos y hasta tres residencias simultáneas en varias ciudades de diferentes países. Desde que en 1889 marchara con veintinueve años a París con motivo de una gira de conciertos durante las celebraciones de la cuarta Exposición Universal, Albéniz nunca volvió a residir en España de manera permanente. Tras su
gira por Francia, el músico se instaló en Londres hasta 1894, año en el que vuelve definitivamente a Francia, donde alternó su residencia en París con el sur, en Niza y Tian.

      Ese ingrediente nómada de su biografía refleja la propia personalidad del compositor y los conocidos rasgos de su carácter bohemio, generoso y extravertido. Niño prodigio, fue realmente un artista muy autodidacta cuyo genio creador le llevó a evolucionar sobre sí mismo hasta encontrar su propia forma de expresión. Sus primeras obras siguen el gusto de la época en España por la música de salón. Será a partir de 1897, ya en París, cuando empieza a producir una música que recuerda a la genial Iberia. Su producción
pianística se interrumpe hasta diciembre de 1905 debido a la composición de sus numerosos trabajos operísticos que aportarán mejoras a su estilo compositivo y un mayor conocimiento en el manejo de las texturas, la sonoridad y la forma a gran escala.

      Es precisamente en esos años cuando toda su música se impregna de la sutileza y estilización asimilada de sus amigos los compositores franceses. Hacia 1904, el desánimo producido por el desinterés por sus óperas en España y el no poder producir en ningún lugar “Merlín”, añadidos a sus serios problemas de salud, le llevará hacia “su segunda vía”, que era escribir para el piano.

      A Iberia la denominó “douze nouvelles impressions” para piano y las dispuso en cuatro cuadernos de tres piezas cada uno. El primer cuaderno fue escrito en el mes de diciembre de 1905 en París, y no terminó el último hasta 1908.

      A pesar de conocerse como “Suite Iberia” esta obra es más bien una colección de piezas independientes y no están dispuestas siguiendo un orden o significado determinados. En todas ellas Albéniz evoca un lugar, fiesta, canción o danza peninsular con predilección por el sur de España. Sin embargo sus melodías son compuestas libremente partiendo de los elementos rítmicos y melódicos del género en particular. En ocasiones estas referencias se vuelven irreconocibles para catalogarlas dentro de un canto o baile concreto. Son composiciones en general de gran complejidad y riqueza armónica y rítmica. Se observan los ritmos superpuestos, los cruces de manos, saltos de dificultad extrema, acordes imposibles, dificultad de lectura. Se puede comparar su uso armónico con la música de Debussy. En ocasiones parece necesitarse “dos teclados” o “tres manos” para realizar la amplísima variedad de ataques.
     
      “La fórmula ideal en arte debería ser ‘variedad dentro de la lógica'”, escribió en su diario antes de comenzar Iberia.

      En Iberia todo no es sólo bella música. Presenta una dimensión política y filosófica y resume la idea que tenía albéniz de la cultura española y su lugar en la civilización europea. A lo largo de los cuatro cuadernos evoca una España ideal pero al mismo tiempo la España real que conoció y vivió. En ella queda expresado el sonido universal de “lo español” tal y como Albéniz lo añoraba desde su exilio. Su personalidad, que pasaba de la melancolía a la euforia facilmente, se ve reflejada en estas estampas de gran sentido romántico.

      “Evocación”, la primera pieza, se mueve en ambiente hispano-árabe de suavidad de ensueño, dentro de una nostalgia evocadora. El primer tema, algo ambiguo, pues recuerda al fandango y a la malagueña, contrasta con un segundo tema con clara referencia a una copla de la jota navarra.

 

III. El Corpus Christi En Sevilla:

      “El Corpus Christi En Sevilla”, de carácter programático, describe la Procesión del día del Corpus acompañado por las calles con bandas de música. Comienza con el sonido de la procesión a lo lejos, anunciada por el redoblar de los tambores. Ésta se va acercando y llega al límite de lo febril cuando, sobre el repicar de campanas, se oyen las primeras notas del himno “Tantum Ergo”, a continuación, por último, la noche cae sobre las celebraciones en una lenta y extensa coda de atmósfera cautivadora, que recuerda a “La Catedral Sumergida” de Debussy. El tema a modo de marcha está directamente tomado de “La Tarara”, archiconocida canción popular castellana. Las disonancias describen las desafinaciones o imperfecciones de las bandas de Semana Santa.

 

VII. El Albaicín:

      “El Albaicín”, barrio gitano de Granada, ciudad que amaba Albéniz y que le sirvió de inspiración. Está estructurado en serie de tres alternancias entre un tema principal a modo de danza, motívico y rítmico, y el tema secundario más libre y en estilo de copla. Es uno de los movimientos más destacados de toda la colección, y fue admirado particularmente por Debussy.

 

Intérprete: Alicia de Larrocha      

Anuncios

~ por Alejandro Delgado en octubre 29, 2008.

Una respuesta to “Albéniz: Iberia”

  1. hola me encanta albeniz estoy por bailar un tema de el asturias y quiro decir que me encanta todas sus piesas musicales buno espero que alla muchas pérsonas que valoren a albeniz tanto como yo chau bsos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: